top of page
  • Foto del escritoralberto

Una historia sin contar, el glamour de siempre #Dior

Hasta donde nos alcanza la memoria, Dior siempre se ha consagrado a la felicidad de las mujeres. Esta misión es una dedicación, una obsesión que nos guía. Desde nuestra entrada en escena en 1947, saliendo de los años oscuros, hasta hoy, día en el que nos disponemos a revelar nuestra nueva creación. El alma Dior sigue siendo, siempre, de impactante feminidad, de lujo y de placer. Hacía 20 años que no lanzábamos un nuevo gran perfume femenino. ¡Nuestra familia numerosa y exigente nos ocupaba todo el tiempo! Pero el deseo imperioso de crear una fragancia inédita se impuso de nuevo. Como siempre, estuvimos de acuerdo en que debía obedecer a ese ideal Dior, que otorga a la felicidad los contornos de un lujo esencial, visionario. Nuestra nueva fragancia se inscribe en este espíritu, el de una promesa de felicidad encarnada en el lujo de un glamour original, nunca olvidado. Es una nueva declaración de amor a la vida. Una historia jamás contada antes, una expresión de nosotros mismos y un regalo hecho a las mujeres. Como si Christian Dior volviese y se presentara ante nosotros, con la misma bondad y convicción, y nos dijera: “¡Creadme un perfume que huela a alegría!” Aquí está JOY by Dior Nuestra alegría. La alegría de Dior




0 comentarios

Comments


bottom of page